Graco Inc.

Kawasaki moderniza su línea de acabado con los nuevos dosificadores ProMix™ Easy

04/12/2005 - Kawasaki quiere que todo el mundo sepa que si Vd. conduce una de sus motocicletas, ATV, motos acuáticas o utilitarios, está conduciendo "La vanguardia en Potencia /Rendimiento/Euforia." Al tiempo que describe con gran precisión sus productos recreativos, la frase también puede aplicarse a las instalaciones de Kawasaki Motors Manufacturing Corp., U.S.A "Leading Edge" en Lincoln, Nebraska, donde se fabrican estos productos. Las instalaciones incluyen las mejores tecnologías de fabricación japonesas y americanas; así como equipo de producción puntero seleccionado por su capacidad para optimizar la productividad, mantener la calidad y reducir los desechos. 

Recientemente, al considerar el elevado coste que implicaba la reconstrucción un dosificador mecánico de pintura en una línea de pintura en las instalaciones de Lincoln, Kawasaki decidió en su lugar reemplazar el equipo antiguo por un sistema de dosificación de alta tecnología. "Durante más de 17 años hemos utilizado los Hydra-Cats de relación variable de Graco en nuestras líneas de pintura," comentó Matt Thomas, Ingeniero Jefe. "Nos han sido de gran utilidad, pero al cabo de los años, se están deteriorando. El recambio de piezas importantes resulta muy caro, por ello, cuando comparamos el coste que suponía reparar el viejo dosificador mecánico frente a la adquisición de uno nuevo, descubrimos que la diferencia era insignificante. La decisión fue inmediata." 

Dado que los antiguos dosificadores de Graco les han servido fielmente durante tanto tiempo, Kawasaki decidió reemplazar el viejo caballo de tiro por la nueva generación de dosificadores Graco — los ProMix™ Easy. ProMix Easy es un dosificador electrónico asequible, fácil de utilizar, diseñado para aplicaciones de pulverización de acabados de dos componentes, un solo color. El dosificador accionado por aire puede manejar la mayoría de los revestimientos, así como una amplia gama de relaciones de mezcla con bajos caudales de hasta 20 cc/min.

El ProMix Easy fue instalado en la línea de acabado donde los pintores aplican la pintura a las cubiertas de fibra de vidrio de las motos acuáticas Jet Ski® de la Compañía. Después de cargarlas en un transportador aéreo, las cubiertas reciben la capa de imprimador, la capa superior de pintura y la capa transparente. Estas tres pinturas están formadas por dos componentes que requieren ser medidos y mezclados. 

El ProMix Easy se utiliza para dosificar la capa superior, un uretano rojo con 40 por ciento de sólidos. En este punto, los dosificadores mecánicos antiguos solían medir y mezclar el imprimador y la capa transparente. Además de los tres revestimientos, mientras las cubiertas avanzan por la línea, se les aplica masilla, son lijadas, bruñidas, pulidas e inspeccionadas numerosas veces. 

El ProMix Easy fue instalado dentro de la cabina de pulverización porque tiene controles intrínsecamente seguros, lo que permite integrarlo fácilmente en ambientes peligrosos. "El sistema está solamente a unos pasos del pintor," nos dice Thomas, "lo cual le ofrece fácil acceso a los controles del sistema." 

Además del fácil acceso a los controles, la corta distancia que tiene que recorrer el material mezclado desde el ProMix Easy hasta la pistola de pulverización ha reducido la cantidad de desechos que Kawasaki tiene que eliminar durante el lavado, así como la cantidad de disolvente necesario para purgar la pintura de rápido curado de la manguera de fluido. El dosificador también incluye un nuevo colector de fluido que reduce en un 20 por cierto la cantidad de disolvente necesaria para lavar el sistema.

"El pintor no tiene que preocuparse de casi nada," dice Thomas. "Todo lo que tiene que hacer es poner en marcha el sistema girando un dial, pulsar un botón, y está listo para comenzar a pulverizar. Cuando dispara la pistola, sabe que está pulverizando exactamente la relación de mezcla programada en la unidad." 

El ProMix Easy mantiene automáticamente la relación de mezcla con un margen de error del 1 por ciento. Si se produce un error en la relación de mezcla, el sistema se detiene y suena una alarma, impidiendo que ninguna pieza reciba material mal mezclado. Un sistema de códigos en el controlador indica al operario la causa del problema. El controlador monitoriza el funcionamiento de la bomba y del motor, así como la precisión de la medición. "Una vez que se programa una relación de mezcla específica en el ProMix Easy, no tenemos que preocuparnos más de la calidad del material que pulverizamos — siempre es la misma," añade Thomas. 

Esto no ocurría con los antiguos dosificadores mecánicos. ""La precisión en la relación de mezcla era un problema que siempre nos preocupaba," nos dice el supervisor de la línea de pintura Randy Tamerius. "Estaban tan deteriorados que la relación de mezcla empeoraba lentamente. Podíamos tener piezas con acabados pegajosos y que tardaban más en curar. Teníamos que comprobar continuamente la relación de mezcla." 
Cambiar o ajustar la relación de mezcla en los antiguos dosificadores también era tedioso. Se podría tardar más de una hora. 

Por otra parte, cambiar las relaciones de mezcla en el nuevo sistema ProMix es realmente fácil. El operario sólo tiene que programar la nueva fórmula en el controlador. Cuando aparece en la pantalla del controlador la relación de mezcla, el sistema está reprogramado. 

"Es muy sencillo," dice Thomas. Según Thomas, descubrieron lo fácil que resulta reprogramar el sistema cuando tuvieron que mover el ProMix Easy desde la línea de acabado Jet Ski hasta la línea donde se pintan las piezas del ATV. "Teníamos que reemplazar el dosificador mecánico que medía y mezclaba un revestimiento transparente en dicha línea. Decidimos poner allí el ProMix Easy para ver si podía manejar el material con tanta facilidad como el revestimiento superior de la línea Jet Ski." Instalaron y reprogramaron el ProMix Easy sin suspender la producción. "Lo hicimos nosotros mismos sin ninguna dificultad," comenta Thomas.

De hecho, al equipo de la línea ATV le gustó tanto el ProMix Easy que no querían devolverlo a la línea Jet Ski. Kawasaki acabó comprando una segunda unidad para instalarla permanente en la línea Jet Ski. Además de dosificar el material multicomponente y de alertar al personal si se produce un problema con la relación de mezcla, el ProMix Easy también mide y registra la cantidad total de material mezclado utilizado, así como el consumo de cada componente por separado. También monitoriza la vida útil y activa una alarma si el material mezclado en la línea comienza a curar. 

"Este sistema es muchísimo más fácil de utilizar," dice Thomas. "Es fácil de configurar, de operar, y la información de la pantalla es fácil de comprender. Hace poco hemos adquirido una tercera unidad ProMix Easy y, en lugar de repararlos, esperamos reemplazar los dosificadores mecánicos restantes por unidades ProMix Easy." "Desde que instalamos el primer ProMix Easy, no hemos tenido un solo problema," añadió. Han acertado plenamente con el nombre," finaliza Tamerius. "¡Es fácil!"