¿Por qué se produce la carbonización del adhesivo?

Tres factores que causan el proceso de carbonización

Evite el tiempo de inactividad imprevisto y los costos por la sustitución de piezas.

En la mayoría de operaciones de embalaje final, la carbonización del adhesivo suele ser el primer causante del tiempo de inactividad. Cuando los residuos carbonosos entran en un sistema termofusible, es casi imposible eliminarlos sin tomar medidas extremas. Aún después de un lavado del sistema, pueden quedar restos de carbonización en algunas esquinas que sigan causando problemas y afectando a la productividad y el tiempo de actividad. 

Hay tres causas principales de carbonización (sobrecalentamiento, contaminación y oxidación) y todas ellas se producen de manera regular en la mayoría de aplicaciones de embalaje de termofusión. Obtenga más información sobre estas causas y cómo evitarlas.

Video: Causantes de la carbonización en adhesivos


Sobrecalentamiento

La formación de carbonizado empieza como fisuras en el adhesivo que se transforman en geles tras una larga exposición al calor. Estos geles no pueden fluir dentro de un sistema termofusible y acaban pegándose a las paredes de los depósitos de fusión y a las mangueras. Una vez se han adherido a los componentes del sistema, los geles quedan expuestos a altas temperaturas durante mucho tiempo, con lo que acaban por quemarse o "carbonizarse".

La mayoría de sistemas termofusibles emplean depósitos de fusión para calentar el adhesivo a la temperatura necesaria. El adhesivo junto a la parte exterior del depósito recibe temperaturas más altas y se quema más rápidamente, igual que cuando una olla para cocinar quema la comida que hay en su perímetro. Además, este método ineficaz de calentamiento suele verse agravado por algunos hábitos comunes que ocurren en muchas aplicaciones de embalaje final:

1. Dejar encendidos los sistemas termofusibles y los depósitos de fusión durante largos periodos de tiempo.

2. Aumentar los ajustes de calor del sistema para compensar la pérdida de temperatura o "impacto" que ocurre al añadir adhesivo que está a temperatura ambiente.

3. Utilizar un depósito de fusión de un tamaño desproporcionado con respecto a la producción de adhesivo.

Sin importar la aplicación, si el adhesivo termofusible queda reposando en un depósito de calentamiento durante cierto tiempo, se degradará y creará residuos carbonosos.

Contaminación

Si bien es cierto que las dos causas principales de carbonización en adhesivos son el calor y la oxidación, la verdad es que partículas contaminantes como la suciedad y el polvo también pueden fomentar la creación de carbonizado. Muchas instalaciones de elaboración y fabricación (panaderías, productos lácteos, conversión de papel, etc.) tienen cantidades importantes de contaminantes en el aire debido a los procesos que realizan. Si no hay buena ventilación y los operarios abren las tapas de los sistemas de termofusión, las partículas pueden entrar en el adhesivo fundido, quemarse y finalmente convertirse en carbonizado que se pegará a los componentes del sistema.

Al final, la prevención es la mejor manera de enfrentarse al problema del carbonizado de adhesivos en los procesos de embalaje final. Con el equipo y los procesos adecuados, es posible evitar que el proceso de carbonización de adhesivos le cause problemas de mantenimiento imprevistos y los consecuentes costos por tiempo de inactividad.    

Oxidación

La carbonización en adhesivos también se puede formar cuando el adhesivo fundido queda expuesto al aire de manera regular, lo que puede suceder si no se controla adecuadamente el nivel de adhesivo o si los operarios están continuamente abriendo y cerrando la tapa del sistema. Esto ocurre con mucha frecuencia porque la entrada de adhesivo granulado en la mayoría de sistemas termofusibles se realiza de forma manual, ya que los mecanismos automáticos son inviables o inexistentes.

Hable con un ingeniero